Ninguna empresa de seguridad privada es legal; dilatan trámites

Foto: La Razón

Foto: La Razón

Ninguna de las empresas de seguridad privada que operan en el país es legal. Pese a que la norma que regula este servicio rige desde septiembre de 2013, la Policía Boliviana y el Ministerio de Gobierno no dan permiso a las 203 entidades que empezaron el trámite, de las que 26 están en el último paso.

El 13 de septiembre de 2013 entró en vigencia el reglamento complementario al reglamento operativo para las empresas privadas de vigilancia, norma con la que las entidades que ofrecen el servicio de seguridad física, equipos electrónicos y el transporte de valores deben cumplir requisitos para obtener su permiso de funcionamiento. El trabajo de estas entidades fue cuestionado tras la muerte de una joven en Santa Cruz de la Sierra, el fin de semana, a manos de un vigilante privado.

El jefe del Departamento Nacional de Autorización y Control de Empresas Privadas de Vigilancia (Denacev), Tcnl. Edwin Iturri, informó en una anterior entrevista que hasta mayo recibió 203 solicitudes de licencias de empresas de seguridad privada en todo el país. Agregó que, de ellas, ocho fueron enviadas al Ministerio de Gobierno para que la unidad respectiva homologue el permiso, como último paso del trámite fijado en la norma. Ayer no pudo ser ubicado en su oficina.

No obstante, una fuente ligada a estos trámites informó que hasta ayer sumaban 26 las empresas que tenían sus carpetas en el Ministerio de Gobierno. Este diario intentó entrevistar a autoridades de este despacho, pero tampoco fueron localizadas.

Preocupación. Algunos gerentes de empresas de seguridad privada expresaron su preocupación por la tardanza en el dictamen del permiso, entre ellos Pablo Camacho, de Protel; Peter Chavarría, de CIT Seguridad; Jorge Badani, de Servigel; Mario Montaño, de SIAR, y Carlos Medina, de Armus.

El jefe del Denacev adelantó que a partir de la emisión de la primera licencia de funcionamiento para alguna empresa de seguridad privada, empezará la fiscalización a las compañías que prestan este tipo de servicio. Aclaró que en el proceso de fiscalización, lo que se exigirá a las empresas es, por lo menos, la certificación de que inició su trámite para legalizar su labor, documento que lo expide el Denacev.

Detalló que cuando las empresas empiezan a gestionar sus licencias, deben presentar su carpeta empresarial, para después adjuntar la segunda carpeta, que consiste en la de recursos humanos y materiales. Para el caso del personal que prestará su servicio, el Denacev tiene previsto extender un documento de identificación o credencial.

Jorge Badani Lenz: Necesitamos trámites rápidos

El mundo actual está en permanente cambio, cada día nos enfrentamos con nuevos retos, y se incrementan los problemas de la sociedad; no es desconocido que el nivel de inseguridad se acrecienta en todos los países, Bolivia no es una excepción. La institución encargada por ley para brindar seguridad interna es la Policía Boliviana, tiene personal formado trabajando en las ciudades, sin embargo día a día la delincuencia avanza y presenta nuevos métodos para delinquir.

La Razón

Responder

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *