Vendedoras de pescado bloquean la avenida Juan Pablo II y denuncian agresiones

La mañana de este jueves 27 de septiembre las vendedoras de pescado pertenecientes a la asociación Tarraco, de la zona Los Andes, bloquearon una parte del carril de subida de la avenida Juan Pablo II, exigiendo que las autoridades del ejecutivo municipal de El Alto puedan dar una solución inmediata a sus demandas, otorgando la legalidad de los puestos a los propietarios.

Al respecto Adela Mamani, secretaria general de la asociación de Tarraco manifestó que el sector no levantara las medidas de presión si las autoridades no solucionan el problema, asimismo, indicó que las afiliadas a esta asociación son pertenecientes a las provincias Manco Kapac, Ingavi, Los Andes, Omasuyo y Camacho, quienes según la representante se encuentran vendiendo en el lugar desde el año 1991.

“Hemos hecho vigilia desde el 3 de septiembre y hasta la fecha no nos ha dado solución, la alcaldesa no nos a escuchado se han hecho oído sordos, somos 255 afiliados de las 5 provincias, ellos son capitalistas, pero nosotros traemos un baldecito directo del campo, del productor al consumidor ofrecemos…” dijo.

Adela Mamani a tiempo de relatar los acontecimientos ocurridos, ante los medios de comunicación denuncio que la mañana del miércoles 26 de septiembre los funcionarios del gobierno municipal las avasallaron, llevándose sus tarimas; además refirió que la tarde de ese mismo día también las afiliadas a su asociación fueron agredidas por las vendedoras del sector contrario.

Y que opinan las afiliadas del sector Lago Mar

Hilda Chura, representante del sector Lago Mar, desmintió las denuncias realizadas por la asociación de Tarraco, “es mentira, nosotros no las agredimos, ayer vinieron una batida de la alcaldía ellos les quitaron sus tarimas, y nos culpan a nosotras, más bien ellas nos están avasallando…” explicó la Chura.

La representante del sector Lago Mar dijo que ante los últimos hechos ocurridos, exigen la presencia y el pronunciamiento de las autoridades del gobierno municipal, para que puedan solucionar los problemas, de  no solucionarse las medidas “aquí va a correr sangre” sostuvo la señora Chura.

Responder

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *