Fallece por COVID-19 el monseñor Eugenio Scarpellini, obispo de la Diócesis de El Alto

0
132

Hace una horas dejó de existir el monseñor Eugenio Escarpellini, obispo de la Diócesis de El Alto, luego que dio positivo a la prueba de coronavirus COVID-19; estuvo internado en un centro de salud de esa ciudad, donde sufrió dos paros cardiacos y falleció.

«Su fecunda labor Pastoral de misionero de la hermana Diócesis de Bergamo la prestó en La Paz: Parroquia El Salvador zona el Tejar, Parroquia Santiago Apóstol de Munaypata. ¡ORAMOS POR SU ENCUENTRO CON CRISTO RESUCITADO!», señala un mensaje publicado hace poco en el Facebook de la Arquidiócesis de La Paz.

El comunicado fue emitido por el administrador Apostólico Monseñor, Edmundo Abastoflor y el monseñor Aurelio Pesoa, Obispo Auxiliar de La Paz.

La información también fue confirmada por la página Iglesia Viva, el sistema de información de la Iglesia Católica en Bolivia.

«Con profundo pesar damos a conocer que falleció tras el contagio de COVID-19, Mons. Eugenio Scarpellini, Obispo de la Diócesis de El Alto (…). Misionero en Bolivia desde el año 1988, un Pastor de la Iglesia que se destacó por su entrega a los más pobres y su lucha incansable por la justicia», señala un comunicado emitido por esa institución.

Monseñor Scarpellini, estaba internado en el Hospital Sagrado Corazón en la ciudad de El Alto, recuperándose de COVID – 19, hoy tuvo dos paros cardiacos y los médicos no pudieron hacer nada. Con él se lleva el cariño y gratitud del pueblo boliviano, agrega el boletín oficial.

De acuerdo con Iglesia Viva, el Monseñor ofreció su última homilía el 13 de julio, en la que pidió a los fieles «escuchar y meditar en el silencio del corazón las palabras del Señor, ser fieles a Él en el camino de la conversión, ser firmes como ella en las adversidades y así dar frutos abundantes. Ser discípulos misioneros de Jesús en el mundo de hoy y constructores con Él del Reino del Padre».

Scarpellini nació en Verdellino, diócesis de Bérgamo, Italia, el 8 de enero de 1954. Concluida la escuela primaria, estudió en el Seminario «Papa Giovanni XXIII» de Bérgamo (1972-1978) donde se especializó en filosofía y teología.

Fue ordenado sacerdote el 17 de junio de 1978 e incardinado en la Diócesis de Bérgamo. El 11 de enero de 1988 llegó a Bolivia y desde entonces fue párroco en Nuestra Señora de Copacabana, de la Arquidiócesis de La Paz y en la parroquia «El Salvador», en la zona El Tejar.

A partir del año 2000 y durante siete años, fue Director General del Colegio «Marien Garten», en La Paz y residente de dos Centros de rehabilitación para niños y adultos. En 2004 fue nombrado Director Nacional de las Pontificias Obras Misionales.

En 2006 fue designado como coordinador de las Pontificias Obras Misionales en toda América. En aquel mismo año fue elegido Secretario General Adjunto de la Conferencia Episcopal de Bolivia.

El 15 de julio de 2010, el Papa Benedicto XVI lo nombró Obispo Auxiliar de la Diócesis de El Alto y recibió la consagración episcopal el 9 de septiembre de ese año. El 26 de junio de 2013, el Santo Padre Francisco lo nombró Obispo de la Diócesis de El Alto.