Longaric recomienda al nuevo gobierno escuchar los aportes de los potosinos para el litigio del Silala

0
149

La canciller Karen Longaric recomendó al gobierno de Luis Arce que escuche los aportes de las organizaciones e instituciones de Potosí para el litigio de las aguas del Silala.

«Mi recomendación para el siguiente gobierno es que tomen en cuenta la opinión de los dirigentes del Comité Cívico Potosinista (Comcipo), la Gobernación y del sudoeste potosino y por lo menos les informen los pormenores y las perspectivas del proceso, ellos son muy sensibles al tema del Silala», afirmó Longaric, durante una entrevista con la agencia ABI.

La autoridad proyectó que la fase oral del litigio del Silala se efectuará durante el primer trimestre de 2021.

Longaric indicó que estaba previsto que dicha fase se inicie el primer semestre de este año, pero por la emergencia sanitaria del coronavirus la agenda de la Corte Internacional de Justicia (CIJ) sufrió un retraso de al menos ocho meses.

En 2016, Chile demandó a Bolivia ante la CIJ, con sede en La Haya (Países Bajos), para que ese tribunal declare al Silala un río internacional y de uso «equitativo», una postura históricamente rechazada por Bolivia, que exige al país vecino una compensación por el uso de esos recursos hídricos.

Ante esto, Bolivia presentó, el 31 de agosto de 2019, una contrademanda para que se le reconozca la soberanía plena sobre las aguas del Silala, incluidos los canales artificiales que se construyeron desde 1908.

En ese marco, la Ministra de Relaciones Exteriores dijo que se acordó que una delegación de Comcipo los acompañaría en el próximo viaje a La Haya para reunirse con los abogados internacionales, pero la actividad se canceló debido a la pandemia del COVID-19.

La autoridad recordó que sostuvo varias reuniones con los dirigentes de Comcipo, la gobernación y dirigentes de las regiones sudeste de Potosí, y conoció las demandas de esos sectores.

«Esos sectores se quejaron porque nunca habían participado de una reunión y nunca los recibieron en Cancillería, por lo cual se sentían verdaderamente agradecidos por las reuniones que tuvimos con ellos», aseguró Longaric.

Ante esta situación, la autoridad insistió en que el tema de las aguas del Silala es muy sensible para los representantes de Potosí, por lo que el próximo gobierno debería conversar con ellos.

En esa línea, Longaric precisó que la Dirección Estratégica de Reivindicación Marítima (Diremar) ya elaboró los argumentos para la fase de alegatos orales, que ya están en manos de los abogados extranjeros para el respectivo análisis.

«Eso ya lo verá el siguiente gobierno, pues prácticamente retomará la posta en el mismo estado en que dejó el proceso debido a que no se ha presentado ningún actuado escrito y tampoco se han realizado audiencias orales», explicó la Ministra.

La autoridad mencionó que durante los 11 meses de su gestión se ha reunido en varias oportunidades con los responsables de Diremar para dar seguimiento al litigio de las aguas del Silala y efectuar una evaluación diplomática y jurídica de los antecedentes del caso.

Asimismo, Longaric recordó que se reunió con los ocho juristas internacionales, que contrató el Estado, para hablar sobre la demanda y explicó que no hubo ninguna nueva incorporación, pues ese equipo está conformado por excelentes profesionales.