Auza destaca en octavo aniversario que el programa SAFCI es una política de revolución de la salud

0
371

El ministro de Salud y Deportes, Jeyson Auza, afirmó  que el programa Salud Familiar Comunitaria e Intercultural (SAFCI) Mi Salud, que celebra su octavo aniversario, es una política de la revolución en salud que pone a la ciencia y conciencia de los médicos al servicio de su población.

“No podemos jamás traicionar el ideal que tenemos; ante todo, defender la salud y la vida de nuestro pueblo y eso es algo por lo que debemos sentirnos orgullosos, (…) que en el momento histórico estaban firmes para brindar su ciencia y conciencia a la población boliviana. Por eso, mil felicidades a este grupo de profesionales que están dispuestos a transformar la salud de su pueblo”, dijo en acto conmemorativo.

Auza recordó que el 2006 se recibió un país con una situación de salud “escandalosa y deplorable”, en la que tenían que realizarse muchos cambios y ello coincidido con la posesión del presidente de Bolivia, Evo Morales; en esa ocasión, estaba de ministra de Salud, Nila Heredia, y se tomó la decisión de mejorar la atención en beneficio del pueblo boliviano.

“No se revoluciona la salud con papeles, discursos; la salud se revoluciona con hechos y ahí se tomó la determinación de que nuestro país asuma una política nacional de salud”, acotó.

En ese marco, se envió a Cuba y Venezuela a más de 5.000 jóvenes para formarse en medicina y en el país se creó la residencia de SAFCI, con el objetivo de transformar la salud, acotó.

“Podemos lograr que toda la población tenga acceso a la salud, me siento orgulloso de ser parte de este equipo (SAFCI)”, aseveró.

Anunció que esta jornada se desplegó 50 brigadas SAFCI Mi Salud hasta Cochabamba para brindar atención en salud y festejar trabajando.

El embajador de Cuba, Danilo Sánchez Vázquez, destacó que el programa SAFCI MI Salud es ante todo preventivo con atención en salud a la infancia y personas mayores en sus comunidades.

Mencionó que en Cuba se formaron profesionales en medicina de 141 países del mundo y, de Bolivia, 5.192 médicos y 1.066 especialistas; además que las brigadas de médicos cubanos que llegaron al Estado Plurinacional permitieron el servicio de 18.000 profesionales, quienes realizaron 73 millones de consultas, entre atenciones y cirugías.