Informe de UNODC devela incremento del 15% en el cultivo de coca excedentaria durante el régimen de Áñez

0
315

La Oficina de las Naciones Unidas contra la Droga y el Delito (ONUDC), presentó su informe de Monitoreo de Cultivos de Coca en Bolivia 2020, que devela que, durante el régimen de Jeanine Áñez, el cultivo de hoja de coca excedentaria se incrementó en 15% a nivel nacional, en relación con los datos de 2019.

“La superficie cultivada con coca registró un incremento de 3.900 hectáreas, de 25.500 a 29.400 hectáreas, que representa un incremento del 15 por ciento”, aseveró el representante de la UNODC, Thierry Rostan.

El informe devela que el incremento más alto en la superficie del cultivo de coca se registró en la provincia Sud Yungas de La Paz, alcanzando las 11.934 hectáreas de cultivo de coca en 2020, 1.560 hectáreas adicionales respecto a 2019.

En la región del Trópico de Cochabamba, la provincia de Carrasco registró un incremento de 807 hectáreas, alcanzando un total de 4.649 hectáreas de cultivo de coca en 2020.

De acuerdo con el reporte, Bolivia registró un decremento en la superficie erradicada entre 2019 y 2020, de 9.205 a 2.177 hectáreas.

Además, se evidenció cultivos de coca irregular en seis de las 22 áreas protegidas a nivel nacional, identificando una superficie de 454 hectáreas de coca excedentaria.

El Parque Nacional de Carrasco fue el más afectado, con 163 hectáreas; seguido por Amboró, con 87 hectáreas; Madidi, con 63 hectáreas; Apolobamba, con 59 hectáreas; Cotapata , con 55 hectáreas, además del Isiboro Sécure, con 27 hectáreas.

A partir del informe preliminar de la UNODC, el Gobierno pretende erradicar 9.000 hectáreas de coca excedentaria durante esta gestión; de acuerdo con reportes oficiales, hasta el 29 de agosto se llegó a erradicar un total de 5.301 hectáreas a nivel nacional, que representan un 59%.

“El gobierno de facto de la señora Áñez, nunca tuvo la voluntad de realizar de manera efectiva las tareas de erradicación de cultivos de coca. Luego de 10 años, en 2020 Bolivia experimenta el mayor porcentaje de incremento de superficie de coca en un 15 por ciento, llegando a tener el país 29.400 hectáreas de coca (…). Quiero aprovechar este espacio para reivindicar el modelo boliviano de erradicación concertada y racionalización de coca excedentaria”, aseveró el ministro de Gobierno, Eduardo del Castillo, tras conocer el informe.

La UNODC elaboró el documento con datos relevantes sobre la cantidad y ubicación geográfica de los cultivos de coca, a través de la interpretación de imágenes satelitales, apoyada por trabajos de campo terrestre y aéreo. El monitoreo también recoge información sobre la situación del mercado de la hoja de coca y responde a criterios técnicos aceptados internacionalmente.